All for Joomla All for Webmasters

43-233964  Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

FacebookTwitterGoogle BookmarksMySpaceLinkedInRSS Feed

¿Gasolina Regular, Supreme o Premium?

A la hora de llenar el tanque de gasolina, muchos conductores se preguntas si en realidad vale la pena hacerlo con la más cara, algo que recomiendan algunos fabricantes de autos, en especial con los modelos de desempeño deportivo.

La respuesta rápida es no. La gasolina más barata no debería afectar el funcionamiento del motor de un auto y es prácticamente imposible que un auto moderno quede inservible por no ponerle la gasolina más cara.

Sin embargo, esa respuesta rápida tiene variantes que vale la pena analizar y entender.

¿Qué es el octanaje?

Para empezar, hay que entender que la diferencia en el tipo de la gasolina es determinada por el octanaje, es decir, la capacidad de explosión del combustible cuyo resultado produce la energía necesaria para mover los pistones del motor.

Por lo tanto, el mayor número de octanaje en un tipo de gasolina representa su capacidad de resistir la compresión antes de explotar ante la reacción eléctrica generada por las bujías, lo que según los expertos brinda un mejor desempeño del motor.

 

Si se analiza esta explicación a fondo, parece contradictorio decir que un motor de más alto desempeño requiera gasolina de más alto octanaje que tarda más en explotar dentro del motor.

Sin embargo, el poder que se genera de esas explosiones no solo tiene relación con el tipo de gasolina que se usa, sino que también combina el diseño específico del sistema que se usa para inyectar el combustible a las cámaras de compresión y el movimiento que se genera en los pistones.

En Estados Unidos, el octanaje mínimo permitido para la gasolina Regular es de 87 puntos, para la Premiun 89 y para la Supreme 93, y la diferencia de precio puede ser de hasta 30% entre la primera y la última. Algunos estados con zonas de grandes elevaciones montañosas tienen regulaciones específicas, pero esta es la regla general.

Debido a que el octanaje más alto se logra a través de procesos y sustancias químicas adicionales a los que se usan en la gasolina regular, los productores de combustible tienen que cobrar un poco más al venderla.

Por supuesto, la suma de ese 30% en diferencia de precio hay que multiplicarla por cada galón de gasolina y por cada tanque que se llena a la semana, al mes y al año, por lo que el resultado financiero puede ser de unos cientos o miles de dólares a lo largo de 12 meses.

Y como todo el mundo quiere ahorrar lo más posible, sobre todo cuando los precios de la gasolina se disparan, la tendencia es buscar siempre la gasolina más barata.

¿Debo seguir la recomendación del fabricante?

Una vez analizada la parte de la producción y regulación de los diferentes tipos de gasolina, lo siguiente es determinar si es conveniente seguir las recomendaciones de los fabricantes de autos nuevos.

Los motores modernos ahora incluyen sofisticados sistemas de inyección directa de gasolina, con válvulas variables, programas de computación que regulan su operación y radios de operación óptima que varían de fabricante a fabricante, a diferencia de los autos antiguos que llevaban un simple carburador.

También existen motores con turbo cargadores y otros sistemas que, a juicio de los fabricantes, funcionan mejor con la gasolina de más octanaje.

Por lo tanto, la recomendación del fabricante del auto sobre el uso particular de un tipo de gasolina es eso, una recomendación para que el auto funcione a lo que ellos consideran condiciones ideales.

En casos muy particulares - por lo general en autos deportivos de alto desempeño con motores de características especiales -, es posible que un fabricante incluya una cláusula en su garantía que exija el uso de gasolina de máximo octanaje, pero son muy pocos los casos y eso se debe hacer a la hora de decidir la compra.

Otro punto que hay que tomar en cuenta al leer las recomendaciones de los fabricantes es que todas las pruebas que se realizan en los autos para calcular, por ejemplo, su rendimiento de millas por galón, se realizan siempre en las mejores condiciones posibles de manejo, lo cual incluye también, la mejor gasolina posible.

Así que si un fabricante promete que un auto puede rendir hasta 40 millas por galón de gasolina en carretera, es seguro que esa afirmación esté asociada al uso de un tipo específico de gasolina de alto octanaje.

Por último, cuando un auto es operado bajo las mejores condiciones posibles y se le da el mantenimiento preventivo adecuado, lo más seguro es que su vida útil de prolongue más que la de uno auto al que no se le atiende como recomienda el fabricante. La gasolina forma parte de toda esta ecuación.

Así que la conclusión es que es perfectamente aceptable llenar el tanque de tu auto con gasolina regular, pero es posible que funcione un poco mejor con la más cara.

Nuevas tecnologías ayudan a evitar accidentes

La nueva generación de tecnologías para evitar accidentes, como aquellas que hacen que los autos frenen por si solos y los faros direccionales que giran a la par de la dirección del volante, están dando claros resultados positivos, según un informe del Highway Loss Data Institute (HLDI).

Menos muerte en las carreteras

Sin embargo, algunas otras como los sistemas seguridad como el de advertencia sobre la salida inesperada del carril en que se viaja, parecen que causan más distracciones que ayuda a la hora de evitar situaciones peligrosas y otros sistemas como los detectores de presencia de vehículos en el punto ciego y los de asistencia en las maniobras de estacionamiento, todavía no dan resultados claros sobre su efectividad.

El estudio del HLDI analizó la forma en que cada uno de los nuevos sistemas de seguridad afectan la frecuencia de los reclamos en una variedad de coberturas de seguro, así como los daños y las lesiones o muertes causadas en los accidentes.

 

Los resultados mostraron un claro patrón descendente en los reclamos de seguro por responsabilidad de daño a la propiedad (property damage liability (PDL), que cubre los daños causados a otros vehículos bajo la póliza del vehículo culpable del accidente. También resultó evidente la disminución por daños (collision insurance), la parte de la póliza que cubre los daños al vehículo asegurado.

La frecuencia de los reclamos se mide según el número de reclamos en relación con los años de cobertura en un vehículo.

El estudio se basó en modelos del 2000 al 2011, hasta agosto del 2011, dependiendo del año en que el fabricante empezó a ofrecer uno de los sistemas de seguridad estudiados, todos los cuales fueron ofrecidos como equipos opcionales, no como parte del equipo estándar.

Para realizar el estudio, los fabricantes le proporcionaron al HLDI los números de identificación de los vehículos equipados con las nuevas tecnologías de seguridad, lo que le permitió a los expertos del HLDI comparar los datos de reclamo con vehículos de los mismos modelos, pero sin los equipos de seguridad.

En cada análisis, el HLDI tomó en cuenta todos los factores relacionados que pudieran afectar los costos de los reclamos, tales como la edad del conductor, el género, el estado en que fue firmada la póliza y el deducible aplicado.

"A medida que los fabricantes de autos ofrecen más y mejores tecnologías en sus vehículos, la información generada por las aseguradoras, está dando un vistazo sobre su desempeño en el mundo real", explicó Matt Moore, Vice Presidente del HLDI, una afiliada del Instituto de Aseguradoras y Seguridad en las Carreteras (IIHS). "Hasta ahora, es obvio que las tecnologías para evitar colisiones frontales están reduciendo los reclamos, particularmente sobre costos de reparación de otros vehículos afectados, mientras que los faros direccionales están teniendo un mayor impacto [positivo] de lo que se esperaba".

Sistema anti colisión frontal

Esta tecnología que utiliza cámaras, radares y sensores para alertar al conductor sobre la presencia de un vehículo al frente del suyo en una distancia en que una colisión es inminente o incluso para activar el sistema de frenos si el conductor no lo hace.

En las pruebas del HLDI, los vehículos de Mercedes-Benz y Acura equipados con estos sistemas tuvieron 14% menos reclamos por accidentes en comparación con los que no los tienen, mientras que los de Volvo tuvieron una reducción de 10%.

En el caso de Volvo, su sistema de prevención de accidentes frontales viene incluído en un paquete que también incluye la tecnología de prevensión de salida de carril, por lo que sus resultados podrían haberse visto afectados por esa razón, ante los resultados negativos de ese sistema.

Los vehículos de Mercedes-Benz y Volvo cuyos sistemas anti colisión no incluyen el frenado automático, también ayudan a reducir los accidentes, pero en menores proporciones, debido a que los conductores todavía tienen que reaccionar a las alertas para frenar y evitar el accidente.

Faros direccionales

Los expertos del HLDI analizaron los sistemas de faros delanteros de Acura, Mazda, Mercedes-Benz y Volvo que responden a la dirección en que el conductor mueve el volante, y descubrieron que redujeron la cantidad de reclamos por accidentes en 10%

La cifra parece baja, pero es sorprendente ya que solo 7% de los accidentes reportados a la policía en los que participan dos o más vehículos, ocurren entre las 9 p.m. y las 6 a.m. Un porcentaje aun menor de esos accidentes se producen en las curvas donde estos sistemas tienen más efecto.

Alerta de salida de carril

En contraste con los resultados positivos de los faros direccionales, la tecnología de alerta de salida de carril (lane departure warning ), parece estar teniendo el resultado opuesto.

El estudio analizó los sistemas de la Buick y la Mercedes-Benz y en ambos casos se observó un aumento en reclamos por accidentes con heridos, y aunque no fue un aumento significativo en términos estadísticos generales, los resultados del estudio sugieren que esos sistemas no están ayudando a reducir la cantidad de accidentes.

En el caso de los modelos Volvo se observó una reducción de reclamos en vehículos con el sistema de alerta de salida de carril, pero esos vehículos también cuentan con alerta de colisión frontal y frenado automático.

Estudios anteriores del IIHS indicaron que si todos los vehículos estuvieran equipados con el sistema de alerta de salida de carril y todos los conductores reaccionaran como se supone, se podrían evitar 7,529 accidentes fatales, pero según sus datos de todos los accidentes, no solo los fatales, la salida del carril no es la causa más común.

El HLDI aclaró que pueden existir problemas con la tecnología actual de este sistema, que utiliza cámaras para registrar las líneas pintadas en las carreteras y genera demasiadas "falsas alarmas" y los conductores terminan por apagar el sistema, lo que los resultados del estudio se pudieron ver afectados.

CEDITEV S.A.C.

CAR.HUARAZ - LIMA KM. 2.5 BAR. TACLLAN (A 150 MTS. DEL PORTICO ENTRADA A HUARAZ)

 TELEFONO: 043 636057
R.U.C.: 20600029496 
 R.D 2369-2015-MTC/15
 WEB MAIL   
 Iniciar Sesión
 Sistema CEDITEV

QUIENES SOMOS

Somos un CENTRO DE DIAGNOSTICO TECNICO VEHICULAR S.A.C. - CEDITEV S.A.C., empresa lider dedicada a las Revisiones Tecnicas de vehiculos ubicados en Huaraz.